Bienvenidos a Semanario Analisis Digital
Versión Impresa del Semanario Analisis | Jueves, 14 de setiembre de 2006
Volver a Analisis Digital | Ediciones Anteriores
puntos
14/09/2006 -  tiempo  4' 31" - 2097 Visitas Entrevista al investigador Claudio Pansera “El arte puede restituir identidad”
Click para Ampliar
Claudio Pansera estuvo en Paraná.
En el marco de la Selección Provincial de Teatro Entre Ríos 2006, la Asociación Civil Barriletes recibió en su casa al gestor cultural e investigador Claudio Pansera para charlar sobre Cultura para la transformación social. Allí, el invitado desarrolló algunos conceptos que potencian al sector cultural que trabaja en función de la comunidad, uno de los nuevos movimientos sociales con mayor crecimiento en los últimos años: el Arte Comunitario. Este sector suele estar fragmentado, marginado y pobremente informado. Crear redes de intercambio entre estos actores es parte de la actividad de Pansera.
Florencia Penna

En el marco de la Selección Provincial de Teatro Entre Ríos 2006, la Asociación Civil Barriletes recibió en su casa al gestor cultural e investigador Claudio Pansera para charlar sobre Cultura para la transformación social. Allí, el invitado desarrolló algunos conceptos que potencian al sector cultural que trabaja en función de la comunidad, uno de los nuevos movimientos sociales con mayor crecimiento en los últimos años: el Arte Comunitario. Este sector suele estar fragmentado, marginado y pobremente informado. Crear redes de intercambio entre estos actores es parte de la actividad de Pansera.

-¿Desde qué concepto de cultura trabajan?
-Desde las innumerabilísimas definiciones de cultura que hay, trabajamos desde la concepción de que todo lo producido por el hombre es un hecho cultural. Desde allí nos interesa rescatar todos los valores que produce el ser humano, rescatar las identidades. Hay modelos muy grandes que intentan uniformizar ciertas cosas y nos parece importante volver a valores locales que se establecen para desde allí generar alternativas.

-¿Qué se entiende por arte?
-Si habitualmente el arte busca producir un objeto estético, lo que desde otra mirada sería un bien cultural, quedando algo que comienza a pertenecer a la comunidad como un objeto creado por un artista, nosotros buscamos desarrollar las otras variantes del arte, que van más allá de ese producto artístico en sí mismo, más allá del hecho creativo individual de un artista. Nos interesan los procesos intermedios y todo lo que se genera en ellos. La creación grupal, los vínculos que se establecen en esa situación, la búsqueda de los temas, la dinámica grupal y sus propios mecanismos.

-¿Hay relación entre el arte y la política?
-Podemos tomar como definición que todo lo que hace el hombre es político, si busca producir una incidencia social. Hay producciones que tienen distintos objetivos: algunos buscan producir dicha incidencia; otros producir satisfacciones personales; otras son producciones artísticas sólo con fines comerciales. El arte y la cultura en general tienen mucho potencial, entonces son muy buscados por quienes necesitan generarse espacios de poder, el Estado, los partidos políticos. Y muchos intelectuales a veces se acercan desde esos lugares para intentar atraer de su lado todos los valores y las potencialidades que tiene el arte, cuando en realidad, creo, es algo que está muy por encima de todo eso. No hay que tratar de atarlo a estructuras y concepciones muy cerradas, no pasa por ahí el arte.

-¿De qué trata el libro Cuando el arte da respuesta?
-Es el producto de un equipo de 11 investigadores. Allí analizamos 43 proyectos que trabajan el arte como una respuesta a distintas realidades sociales que les toca vivir. Problemas en villas y barrios de emergencia, trabajos de pérdida de identidad en La Puna y otras muy distintas. Cada uno con un proyecto artístico trata de dar una solución. Intentamos hacer visible ese campo de trabajo de mucha gente que lo hace de forma asilada, para mostrarlos, producir encuentros y de allí generar otras posibilidades.

-¿Como herramientas para dignificar una población excluida?
-No sé si la palabra sería dignificación, se lo tomaría como paliativo y no pasa por ahí. Bien usado, el arte puede ser una herramienta para restituir identidad a un individuo. Es lo primero que necesita una persona: antes que ser un consumidor para una mirada empresarial, es un individuo completo, incluido socialmente. Antes de ser un ciudadano votante, necesita ser un individuo. Es fundamental poder incluir culturalmente a un montón de gente que está fuera del sistema. Estar fuera del sistema económico es un problema parcial, reversible, hay muchos que están atados con alfileres mediante planes y subsidios. Pero si una persona está excluida culturalmente está totalmente afuera, ya no participa de nada. Es la primera batalla, buscar que esa gente vuelva a sentirse parte de; capaz de provocar algo; generar una realidad distinta.

-¿Qué diferencias hay entre los espectáculos comerciales y los de carácter social?
-La principal diferencia está en el objetivo. Un espectáculo comercial tiene como fin muy concreto generar dinero, una ganancia, objetivo de toda empresa. Y los objetivos de carácter social responden a los que tienen cada organización; puede ser convocar a los vecinos, hacer algo a beneficio para una determinada organización, llevar un momento de distracción a gente que está en un hospital o en un geriátrico. Son sentidos totalmente distintos. Cada organización le da su propio sentido, pero está apuntando al bien social.


(Más información en la edición gráfica de ANALISIS de esta semana)
Enviar Imprimir
ULTIMA EDICIÓN
EDICIÓN ACTUAL
Deportes
Servicios
Envianos
tu noticia
Las mas leídas
Analisis Digital | Director | Denuncias | Contáctenos |  Pagina de Inicio |  Agregar a Favoritos |