“Los incendios en islas son inevitables e incontrolables”, opinó un ingeniero de Victoria

Los incendios en islas siguen siendo un tema de debate y hay distintos puntos de vista en relación a un fenómeno que genera problemas y causa preocupación en nuestra zona. Para el ingeniero agrónomo Miguel Curmona, “cuando se producen determinados fenómenos naturales, con niveles hidrométricos extremadamente bajos en los ríos y consecuentemente una sequía persistente, los incendios en los humedales son inevitables e incontrolables”.

“La presencia de un metal expuesto a la intemperie sufre una progresiva oxidación lenta, y los incendios en islas, se producen porque la materia orgánica ingresa primero en una oxidación lenta y después se transforma en violenta, provocando la acumulación de cantidades importantes de materia seca. Es un recurso que tiene la naturaleza para desaprenderse de un compuesto orgánico que está en proceso de descomposición y no lo puede hacer por distintos motivos”, indicó.

En los humedales la acumulación de material orgánico es una constante, pero cuando transcurre un período prolongado entre una bajante y otra, como fue en el 2008 y la última 2020/21 que generó en los humedales mucho material combustible. Cuando una laguna se seca (como ocurre ahora) queda abundante materia orgánica, con todo lo que ello representa. “Hay que tener en cuenta que este compuesto no solamente se incendia con un fosforo, también por la refracción de los rayos solares a través de un vidrio, un rayo, y no descarto que también por la gente en forma irresponsable,  deja brasas sin apagar”. Las fogatas que se prenden habitualmente en la isla para asar o cocinar, durante el proceso de combustión y en días de mucho viento, puede trasladar a lugares aledaños partículas prendidas. “En todos estos casos es casi imposible de controlar el incendio que generan”.

Al respecto Curmona, que además es empresario agropecuario y desarrolla actividad en campos inundables, consideró que el gasto enorme que realiza el Estado para el control de incendios en islas es prácticamente inútil.

En diálogo con Paralelo 32 y para dimensionar su hipótesis, explicó que “nuestra provincia tiene un 15% de humedales (campos inundables) alrededor de 1,7 millones de hectáreas de las cuales  Victoria tiene más de 330 mil. Ante tamaña superficie,  la acción del hombre no puede controlar estos fenómenos con los medios que se disponen actualmente (brigadas y aviones).

Hay una práctica ancestral que se hacía previo al inicio de la primavera cuando había mucho pasto seco (paja brava especialmente) en las islas, se provocaba incendios para que los nuevos brotes poblaran de verde los campos bajos. Al respecto Curmona aseguró que el que conoce las islas en tiempos de seca no realiza quemas con este objetivo, porque si no hay barreras naturales (ríos, arroyos o lagunas) que limitan el foco ígneo,  no lo hacen. “El hombre de la isla sabe que si lo llevan a la práctica, se vuelve incontrolable”. No descartó que alguien en forma irresponsable lo haya realizado, pero no es lo normal en épocas donde está prácticamente seco todo el humedal.

Cuando se hacía,  el peón  que cuidaba hacienda en esos campos, esperaba el día que el viento se orientaba a un río o arroyo y en esas circunstancias -prendía fuego -  aprovechando este fenómeno climático para que las ráfagas “murieran” en el agua.

Recordó algunos pasajes  del libro “El país de los chajás” de Martín del Pospos (*), una pieza literaria excelente de tipo testimonial donde se explica lo que sucede en estos lugares durante la bajantes en coincidencia con la presencia de abundante  pasto seco, se observaban “lenguas” de fuego que trepaban decenas de metros en esos lugares y duraban semanas, como lo describe el autor. “Los incendio en islas se produjeron siempre”.

Opinó que el régimen del río cambio a partir de 1970 y se presentaron frecuentes crecientes que limitaron los incendios que se producían en otras épocas.

En resumen sostuvo que el gasto que realiza el Estado montando una infraestructura para intentar controlar incendios en campos atestados de materia orgánica   es escasamente efectivo, además reiteró que es imposible hacerlo en cientos de miles de hectáreas, donde no se puede precisar – muchas veces – en  qué lugares se inicia el foco ígneo. Por otra parte se trata de tierras  de muy difícil acceso.

 (*) Martín del Pospos era el nombre con que firmó el “País de los chajás”, el cura benedictino Gregorio Spiazzi cuando estuvo a cargo de la capilla ubicada en la “Isla del Pillo” (Victoria). Un libro testimonial que detalla los aconteceres en las islas que marcan la vida de los habitantes de los humedales

Publicado en Paralelo 32 Victoria

vuelco ruta 8 Cerrito

El conductor presentó traumatismo de cadera y un corte en su rostro. Fue derivado a Paraná para su atención médica.

Hebe de Bonafini

La titular de Madres de Plaza de Mayo cargó duro contra el Presidente de la Nación por la deuda con el FMI. “A nosotros no nos escucha ni nos mira”, le reclamó.

cannabis medicinal

El ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, aseguró que la idea “es crear una marca país” y resaltó que hay “una oportunidad enorme para agrupar a pequeños productores”.

Deportes

Sasia lanzó el disco a 55,24 metros de distancia y obtuvo el bronce a nivel sudamericano u23.

Depro acumula cinco victorias consecutivas y se clasificó a la próxima fase (Foto: Mauricio Ríos para R2820).

Por Eduardo García Jurado (*)
(de ANALISIS)  

Nacionales

Rafael Bielsa

El embajador argentino Rafael Bielsa se presentó en la Corte de Apelaciones de Temuco, donde el líder de la RAM cumple condena de nueve años por el incendio de una propiedad.

Interés general

Día de la Lealtad en Paraná (Foto: ANALISIS)

Con un acto en la sede del PJ, se celebrará el Día de la Lealtad en Paraná. (Foto: ANALISIS)

Jones Huala

Jones Huala durante su juicio. Ahora, la justicia chilena le negó la libertad condicional.