Los estudiantes secundarios o sus padres podrán pedir una revisión en las notas de los exámenes

Hay parámetros que continúan igual en la escuela secundaria en Entre Ríos. Sólo se aprueba cada uno de los tres trimestres con una nota que no debe ser inferior a 6 y de un año a otro los alumnos pueden pasar sólo llevándose dos materias previas. Pero los exámenes ya no serán el filtro que han sido hasta ahora, y la calificación que ponga el profesor puede ser reclamada por el alumno o sus padres.

El nuevo reglamento de calificación y evaluación establece que "la escuela realizará un análisis crítico de las prácticas pedagógicas", y en cabeza del docente pone la responsabilidad del seguimiento del alumno.

Así, en cada inicio del año escolar, el profesor a cargo de una materia "comunicará o acordará" con los estudiantes los criterios de evaluación que habrá a lo largo del año.

En ese marco, con un año escolar dividido en tres trimestres, está previsto que haya en la última semana y antes del cierre de cada trimestre, "instancias de integración de saberes para todos los estudiantes".

De esta manera, los que no aprobaron, tendrán la posibilidad de promocionar una determinada asignatura. Así, desaparecen los recuperatorios donde eran más los alumnos que reprobaban que los que aprobaban.

El nuevo sistema de evaluación en la escuela secundaria está contenido en la resolución N° 1.582, firmada por la titular del CGE, Graciela Bar, que regirá en todo el nivel medio, insta a las escuelas a establecer mecanismos de enseñanza "integradores" de modo que se "promueva la movilidad de los alumnos", y así se evite la repitencia.

Un punto clave que establece el nuevo reglamento indica que en la planificación anual, cada escuela dará a conocer de modo fehaciente a alumnos y padres qué sistema de evaluación y calificación utilizará.

Cada docente además, podrá elegir qué método usa para registrar los avances del alumno: con una nota -ninguna asignatura se aprobará con menos de 6-. O mediante conceptos -alcanzó o no alcanzó los objetivos-; u "otros símbolos".

Lo central es detectar a tiempo qué alumno no consigue aprender los conocimientos dados en el aula, e instrumentar los mecanismos para auxiliarlo.

Marcela Mangeón, responsable de la transformación curricular en la escuela secundaria -que este año se masificó a todo el sistema en Entre Ríos-, dice que lo primordial es establecer un lugar al estudiante en el proceso de evaluación.

En ese marco se inscribe la posibilidad de reclamar sobre una nota o sobre una calificación asignada. Pero enseguida aclara: el derecho de peticionar no borra la asimetría necesaria que debe existir en términos escolares entre el docente y el alumno.

Ese derecho a peticionar está contenido en un apartado del nuevo reglamento de calificación en las escuelas secundarias. Al respecto, plantea que un estudiante, o un grupo de estudiantes o también los padres, pueden pedir una revisión sobre alguna "instancia del proceso de evaluación, debidamente fundado".

Y que se "procederá a dar intervención al docente comprendido en el mismo para explicar sobre los criterios de evaluación y calificación oportunamente comunicados, y las estrategias de evaluación utilizadas. De continuar el mismo, la institución arbitrará los mecanismos para resolver la situación planteada".

Así, el nuevo método de evaluación implica reformular las prácticas pedagógicas de los profesores. Y se inscribe en un proyecto más abarcativo de la política educativa entrerriana, que este año transformó de raíz los contenidos que se enseñan a los secundarios, publicó El Diario.

Pero a pesar de esas modificaciones, no hay variantes en torno a las notas. Las calificaciones entre 6 y 10 significan aprobación; y entre 1 y 5, no aprobación. La acreditación de saberes por parte del estudiante permitirá al docente avanzar con los contenidos.

Pero cuando un alumno dé señales de no alcanzar a comprender todos los aprendizajes, "será motivo para iniciar en cualquier momento del proceso la recuperación de saberes" con el grupo que esté en esa situación.
De ese modo, la nueva reglamentación se convierte en un certificado de defunción para los "recuperatorios" de diciembre.

"En el caso que los estudiantes no alcancen la calificación de 6 en alguno de los trimestres, la institución gestionará acciones de acompañamiento pedagógico y complementación a cargo del docente del espacio curricular, u otros recursos humanos existentes en la escuela", subraya.

"La instancia de integración de los saberes de cada trimestre abarcará una semana para retrabajar los conocimientos de ese período del año con otras estrategias didácticas", apunta el nuevo reglamento.

Quienes no consigan promocionar, irán al período de exámenes de diciembre, que incluirá una semana de revisión y otra de evaluación ante un tribunal; si tampoco hay promoción, irán a febrero.

En ningún caso se permite que sea evaluado en más de dos asignaturas distintas en un mismo día; y entre una y otra, debe existir un espacio de tiempo de 2 horas. “La escuela está obligada a darle al alumno todas las herramientas a su alcance de modo que le permitan aprobar la materia”, dice la normativa que ahora rige en las escuelas.

Integración
Marcela Mangeón, responsable de la transformación de la escuela secundaria, dice que "por primera vez se regula" un mecanismo de evaluación para los alumnos con discapacidad que se integran a escuelas comunes.

Y además apunta a una apertura mayor de la escuela, de modo que se garantice "el ingreso y la permanencia" de todos los alumnos, con una mayor democratización, y con un "cambio en la organización pedagógica institucional que implica flexibilización curricular a través de sus tiempos, espacios y formas".

Y así el documento aprobado por el Consejo de Educación plantea la necesidad de "concebir una propuesta curricular tendiente a reemplazar la idea de alcanzar determinados logros cumpliendo una cantidad de horas predeterminadas, por la de alcanzarlos cumpliendo con un determinado ritmo de aprendizaje".

Así, se permitirá al estudiante integrado cursar "todos los espacios curriculares correspondientes al año de estudio", y para eso cobra importancia el equipo integrador, conformado por el docente del aula, el tutor, el asesor pedagógico, los supervisores, el equipo de profesionales, la familia y los directivos.

Aunque no cambia un punto: la incorporación de alumnos con discapacidad a escuelas comunes requerirá de la firma de un acta acuerdo.

Deportes

Grella

El estadio Presbítero Bartolomé Grella volverá a contar con hinchas a partir de octubre.

Giménez-Borro

El presidente de la FBER, Julio Giménez, se reunió con el titular de la CAB, Fabián Borro.

Milton

Marcelo Gallardo espera contar para este fin de semana con los servicios del entrerriano Milton Casco.

Torneo Apertura

Pasó la fecha 11 del Torneo Apertura de la Asociación Paranaense de Básquet Femenino.

Con un empate sin goles, Defensa y Justicia y Banfield cerraron la fecha en Varela

No hubo goles en el Tito Tomaghello, pero sì reparto de puntos entre el Halcon y el Taladro.

Fútbol: con la entrerriana Yael Oviedo, Argentina sufrió una goleada ante Brasil

La selección argentina contó con la concordiense Yael Oviedo (7) entre sus titulares (Foto: AFA).

Opinión

Por Luciana Peker (*)
Por Carlos Merenson
Por Ernesto Tenembaum (*)  
Por Eugenio Raúl Zaffaroni (*)  

La próxima etapa de la convocatoria incluye las disciplinas Artes Escénicas, Poema Ilustrado y Arte Urbano. Las inscripciones se abrirán el 20 de septiembre de 2021.

Nacionales

Guzmán

Si bien no se terminó de definir el día y la hora en que irá el ministro de Economía, la reunión de la Comisión de Presupuesto y Hacienda se haría el próximo jueves.

Manzur jura

El jefe de Gabinete hizo sus primeras declaraciones donde adelantó que esta semana se conocerán los anuncios económicos.