Los padres de una chica de 13 años denunciaron que la menor fue violada por varios jóvenes en Paraná

El jefe de la Policía de Entre Ríos, Ernesto Geuna, aseguró que no se trató de un secuestro el caso de la adolescente de 13 años, cuyo padre denunció el sábado la desaparición en la Comisaría del Menor. Geuna confirmó que la joven se presentó en su vivienda el domingo y recién el martes relató que había sido víctima de un delito de una instancia privada, se estima que habría sido violada por tres hombres por lo que ahora que está siendo investigado por la cargo de la jueza de Instrucción, Leonor Pañeda.

Según trascendió, la adolescente habría sido tomada por la fuerza por muchachos de entre 19 y 20 años en el barrio El Morro. Luego, la habrían ingresado a una vivienda lindante y tras someterla sexualmente, habría sido trasladada a otros barrios de Paraná, donde se presume también fue violada.

“Hay personas incriminadas por el padre y en consecuencia la jueza Pañeda ordenó allanamientos”, reconoció Geuna para responder una inquietud periodística, pero insistió en que el secreto de sumario le impide ofrecer mayores detalles, aunque mencionó que los médicos forenses que revisaron a la menor determinarán el grado del delito.

Estas declaraciones del jefe de Policía generaron un profundo malestar en los padres de la chica, que insisten que la menor fue secuestrada y violada por al menos tres personas, al tiempo que exigieron a la justicia la rápida intervención para determinar responsabilidades.

Entre Ríos es una de las dos provincias con focos de incendios activos.

Relanzaron la Línea 137 para acompañar ante situaciones de violencia y acceso al derecho.