Santa Fe: prisión perpetua a un hombre que obligaba a prostituirse y asesinó a su esposa

Un hombre de 34 años fue condenado a prisión perpetua por el femicidio de su pareja en la localidad santafesina de Hersilia, a quien obligaba a prostituirse y asesinó por asfixia en un contexto de violencia de género, informaron fuentes judiciales.

 

La sentencia fue impuesta por unanimidad por los jueces José Luis Estévez, Javier Bottero y Cristina Fortunato, en el marco de un juicio oral que tuvo lugar en los tribunales de la localidad de San Cristóbal.

 

El condenado, identificado como Javier Alejandro Piedrabuena (34), fue encontrado responsable penal del femicidio de su pareja, Silvia Noemí Quinteros, cometido el 29 de julio de 2019 en la vivienda que ambos compartían en Hersilia, informó hoy el Ministerio Público de la Acusación (MPA) santafesino.

 

La fiscal que llevó adelante la acusación, Favia Burella, sostuvo tras la sentencia que “si bien aún no conocemos los fundamentos del fallo, el resultado es muy positivo porque se ordenó la pena que habíamos solicitado”.

 

“En el transcurso del juicio declararon numerosos testigos y presentamos pruebas contundentes para demostrar que Piedrabuena le quitó la vida a su pareja”, destacó la fiscal.

 

Según la investigación, el hombre asesinó a su pareja mediante asfixia y luego sepultó el cadáver en una fosa de tierra ubicada en un camino rural en el que hay densa vegetación.

 

“En el debate se comprobó que la relación de pareja entre Quinteros y Piedrabuena siempre estuvo caracterizada por el sometimiento de la mujer, quien sufría violencia verbal, física y psicológica de parte del condenado”, sostuvo Burella.

 

La fiscal añadió que “Piedrabuena obligaba a la víctima a ejercer la prostitución, la controlaba y participaba del producido económico de esa actividad”.

 

Así, “desde 2009 la llevaba en su vehículo a distintos lugares a la vera de la ruta en jurisdicción de (las localidades santafesinas de) Arrufó, Ceres y Hersilia, donde ella se prostituía”, abundó la representantes del MPA.

 

Además, según se ventiló en el proceso oral, el condenado amenazó a una hermana de la víctima y la obligó a hacerse pasar por ella ante un llamado telefónico de la Policía.

 

“La cuñada del condenado simuló ser la víctima e informó a las autoridades que se había ausentado voluntariamente de su casa y estaba en la provincia de Córdoba”, detalló la fiscal en declaraciones realizadas tras conocerse la sentencia.

 

Según precisó, “esta mujer actuó bajo la amenaza de que, si no hacía lo indicado, sus hijas menores de edad perderían la vida”.

 

Finalmente, el tribunal condenó al hombre de 34 años como autor de homicidio doloso doblemente calificado, por mediar violencia de género y por el vínculo matrimonial.

 

La pena también incluyó el delito de explotación del ejercicio de la prostitución agravado por el vínculo y de amenazas coactivas, indicaron fuentes judiciales.

Temas Relacionados: