Espionaje ilegal en Santa Fe: las pruebas que complican a Saín, Somaglia y Perotti

Los fiscales de delitos complejos de Santa Fe, Ezequiel Hernández y Mariela Jiménez, notificaron a todos los querellantes en la “Causa Espionaje” y le dieron copias del contenido de los celulares secuestrados durante el allanamiento en la sede del Ministerio de Seguridad de la provincia, algunas horas después de la renuncia de Marcelo Saín a la cartera. El material total tiene un peso de 8 terabytes, lo que viene demorando los pasos procesales, que según dicen desde el Ministerio Público de la Acusación (MPA), conducen a una inminente imputación del ex ministro Marcelo Saín, sus colaboradores y del propio secretario de Justicia de la provinia de Santa Fe, Gabriel Somaglia.

Hay dos audios que complican directamente al gobernador, Omar Perotti, y a su secretario de Justicia. En uno, es el propio Saín el que confiesa que Perotti le pidió que se reuniera con el fallecido operador del juego clandestino en Rafaela, David Perona, y dice que el propio gobernador terminó teniendo “una reunión de una hora con Perona”, que luego fue divulgada por el empresario.

Perona murió durante la pandemia de Covid en su casa de Rafaela, mientras cumplía prisión domiciliaria. La causa juego ilegal Rafaela está unificada con la denominada “Causa Peiti”, en la que tanto Saín como el gobernador, persiguieron al senador por San Lorenzo, Armando “Pipi” Traferri. Los casinos de Perona tenían la habilitación municipal, otorgada por el entonces secretario de Gobierno Marcos Corach, luego designado ministro de Gestión Pública por Perotti.

En el caso de Somaglia, Marcelo Saín es el encargado de reenviar un audio del secretario de Justicia al grupo de WhatsApp denominado “Les Loques”, en el que el actual funcionario reconoce la existencia del trabajo de espionaje, y admite que intervino ante jueces y fiscales para que “dejaran trabajar tranquilos” a quienes estaban desarrollando la tarea ilegal, desde la propia órbita del Estado.

En los pocos audios a los que se tuvo acceso, se escucha a Saín reconocer que detuvo y torturó a una mujer que paseaba con su perro en Rosario, por violar la cuarentena. Un caso paradójico, ya que Perotti nunca desplazó a los funcionarios que violaron las normas sanitarias, durante el encierro de la población.

En otros, que ya fueron difundidos por Canal 3, Rosario 3 y La Capital, el viernes por la tarde, se lo escucha advertir sobre terminar de manera violenta con el fiscal Regional de Santa Fe, Carlos Arieti, al que asegura que lo terminará “cagando a puñetes o de otra manera”.

Saín se burla también de los rosarinos, a quienes desea – siendo ministro- que “el Guille los cague a tiros a todos”, enojado por las repercusiones negativas que había tenido su paso por un programa de TV de la ciudad de Buenos Aires, adonde dijo que iba los fines de semana, porque en Santa Fe, lo “cagarían a tiros”.

Los teléfonos arrojan, minuto a minuto, detalles sorprendentes:

Uno de ellos es la revelación de que Saín alquiló un departamento en pleno centro de Rosario, pagado con gastos reservados, en el que instalaron al menos 20 computadoras para procesar el “perfilamiento” sobre políticos, jueces, periodistas, y diversos actores de la vida institucional santafesina.

El “derpa” como lo menciona Saín en varias oportunidades, llevaba la denominación de “Cortando el cordón”, y se hacen bromas sobre usos indebidos del lugar, en referencia a reuniones “sociales” de los “espías”, en plena tarea ilegal.

Otro dato impactante, es el reconocimiento del propio Saín en un grupo que compartía con sus principales colaboradores, de que la tarea “empezó antes de que asumiera Omar”. Según algunas confesiones del ahora funcionario de Aníbal Fernández, “me lo encomendó antes de asumir, para voltearla a Rodenas, apenas se pueda”, en obvia referencia a las actividades de persecución y difusión de los datos que involucraban presuntamente a la vicegobernadora con el entonces prófugo, Alvarado.

El botín “en juego” era el otorgamiento del juego on line, que finalmente el gobernador entregó por decreto a los operadores del juego de casinos en la provincia, lo que le valió una denuncia penal que no avanza, ya que necesitaba una ley.

Hay varios grupos de WhatsApp donde se revelan detalles del espionaje. Una de las sorpresas es la admisión de la persecución a varias personas, a las que le ponían GPS en sus autos, para mantenerlos ubicados, sin que mediaran autorizaciones judiciales para eso. Del mismo modo cuentan sobre escenas en la que los espías se sentaban al lado de las mesas de los bares donde concurrían los “espiados”, para obtener información escuchándolos.

Se estima que el “peinado” del contenido de los celulares demandará algunos meses más, aunque desde la Fiscalía están trabajando prácticamente sin descanso.

Igualmente, se estima que en las próximas horas se convocará a una audiencia imputativa, que probablemente tenga acusaciones iniciales, con reserva de ampliarlas, a medida que se vayan agregando nuevas pruebas.

En estas horas, y según admiten algunos funcionarios del gobierno, el clima es de máxima tensión en Casa Gris. Perotti deberá explicar su supuesto encuentro con el ‘zar del juego’, David Perona y su secretario de Justicia, Gabriel Somaglia, las razones de su apoyo logístico y político a las acciones que comandaba Saín y que, según quedan expuestos, eran de toda ilegalidad.

Saín era ministro de Perotti, Somaglia es su amigo personal y abogado privado. Es muy difícil creer que el gobernador desconociera lo que hacían sus funcionarios, aunque es probable que ante la delicada situación política que genera la ventilación de las pruebas, y a casi un año de su salida del gobierno, algunos prefieran no mover demasiado el árbol, porque los frutos más grandes se pueden caer.

Fuente: www.conicherep.com

QATAR 2022: LA AGENDA DE PARTIDOS DEL DÍA


Cultura

Cerveza, gastronomía y música los principales atractivos de una feria que crece año a año.

Pre-inscripción abierta a la Maestría en Literatura y Política de UADER.