La dictadura no une, divide

Edición: 
652
En Concordia hay dos actos programados: el “oficial” de Plaza Urquiza y “el alternativo” en Plaza 25 de Mayo

Claudio Gastaldi
(desde Concordia)

El aniversario del golpe de Estado ha despertado las más diversas controversias en Concordia a raíz de la superposición de actos organizados por grupos que, en principio, no parecen ser antagónicos. Pero este entuerto pergeñado por el gobierno provincial parece tener un destinatario: Oscar Rovira. Según pudo saber ANALISIS, operadores bustistas quieren molestar al ex titular de la FIA y para eso decidieron realizar un exclusivo homenaje a su cuñado desaparecido, Alberto Noailles -hermano de su esposa-, a quien dedicarán una placa y cuyo nombre pretenden dárselo a una calle.

Aunque a esta altura parezca una broma de mal gusto, otra vez, en Concordia, sectores políticos y sociales que dicen profesar un mismo discurso antidictatorial y de repudio a la política de muerte, desapariciones, torturas, encarcelamiento y persecuciones de los asesinos seriales que usurparon el poder en 1976, se dividen, se agraden, se niegan y arman rancho aparte. Harán dos actos, no serán antagónicos, no. No es que en uno van a reivindicar a los desaparecidos y en el otro a las “víctimas de la subversión”. No, eso tendría lógica. Aquí, la división viene de otras historias y es justamente eso lo extraño, lo sorprendente: eligen nada menos que el 24 de marzo para ventilar sus cuitas.

En el medio y como el diablo, el gobierno metiendo la cola a través de inescrupulosos operadores como el inefable Rubén Mengue Bonelli y el reaparecido Tilo Santich, dispuestos a cualquier mandado execrable por un mendrugo. En ambos casos, buscan molestar a Oscar Rovira. Por un lado, el llamativo y casi exclusivo homenaje en el Colegio Nacional a Alberto Noailles, hermano de la esposa del ex titular de la FIA; por otro, el mandado realizado por Santich que consistió en gestiones para lograr que una calle de esta ciudad lleve el nombre del militante desaparecido, pese a la opinión en contrario (propusieron que se recuerde a todos los desaparecidos) de varios amigos de Alberto y ex militantes de aquella época o familiares de quienes lo fueron. Tal movida, obvio, en la corta inteligencia de creer que esto molestaría a Rovira y a la familia de su esposa. Somos la tragedia.

Quienes se presentan como “los alternativos” acusan a los otros de “oficialistas” aunque entre los “oficialistas” haya ex presos políticos que nada tienen que ver con los desaguisados de aquellos que detentaron el poder en todos estos años de democracia.

Es que hay una parte de la historia que, por la razón que fuere, está negada, en algunos casos por intereses mezquinos y en otros por ignorancia.

Por esta razón no es ocioso el recuerdo, aunque más no sea para comprender lo profundo de la tragedia que nos toca. Es que el llamado “acto oficial” no lo es por obra y gracia de “lo oficial”, es decir del gobierno (de éste ni de ningún otro), sino como producto de una larga y encarnizada lucha entre los que se empeñaban en recordar el pasado para nunca más repetir la sangrienta experiencia y los que apostaban a la reconciliación trucha nacida del olvido. Ésa es la génesis, mal que les pese a aquellos que habitualmente suelen ser muy prestos y memoriosos para acusar a otros de “desmemoriados” u olvidadizos y a los que militan sin el suficiente rigor.

Es por esta sencilla razón que el llamado acto “oficial” lo viene siendo desde hace varios años, a pesar de los sucesivos intendentes (incluido Jorge Busti) y luego de que un puñadito de militantes, que obviamente resultan olímpicamente ignorados (no desconocidos) por ambos grupos, sentara las bases para que en esta ciudad existiera una macerada cultura a favor de los derechos humanos.

Fue en esta ciudad que se creó la segunda filial de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) en el interior del país, en el año 1979, plena dictadura militar. Fue el mismo grupo de gente que trabajó para lograr unir a las Madres de desaparecidos de Concordia -como ellas lo reconocieran en su revista- ayudándolas a crear la primera filial de las Madres de Plaza de Mayo en la provincia.

Rompiendo todas las maniobras de los personeros locales de la dictadura, el mismo núcleo militante invitó al flamante Premio Nóbel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, a protagonizar el primer acto público en el país luego de recibir un premio que la dictadura pretendía mantener oculto y en silencio. Para impedir que hablara en Concordia, los dictadores llegaron a levantar el vuelo de ese día de Aerolíneas Argentinas; aterrorizaron a directivos de dos clubes y a los dueños de un hotel en donde se programaba ese acto. Fue tanta la presión que Pérez Esquivel debió ser traído desde Buenos Aires en un automóvil y el acto terminó haciéndose en un local comercial. En el medio de las presiones, una huelga de hambre en uno de los salones de la Iglesia Pompeya, cuando estaba a cargo del párroco Ismael Dri, y que intentaba contrarrestar la brutal campaña contra el Premio Nóbel y la lucha por los derechos humanos.

Fueron ciudadanos de este pueblo los que descubrieron al prefecto Héctor Febrés, asesino, ladrón de niños y torturador. Esas personas, junto a organismos de derechos humanos, iniciaron una fuerte campaña que terminó con una de las primeras declaraciones institucionales (Ordenanza del Concejo Deliberante) de “persona no grata” en el país. Fue la militante Graciela Daleo la que llegó a esta ciudad y contó la historia de ese nefasto personaje que luego de recibir el apoyo de los sectores más reaccionarios y poderosos de la ciudad, incluidos todos los medios de prensa y los concejales de la UCR (partido que detentaba el gobierno nacional), debió irse con la cola entre las piernas y hoy está preso por sus delitos.

(Más información en la edición gráfica de ANALISIS de esta semana)

Unión le ganó sobre la hora a Boca y le impidió subirse a la cima

El Tatengue, con un equipo alternativo, venció al Xeneize (también sin algunos titulares), en La Bombonera.

Fútbol: Banfield y Barracas Central quedaron a mano en el Florencio Sola

El Taladro y el Guapo empató este viernes en el inicio de la quinta fecha de la Liga Profesional.

El Lobo platense le amargó el debut a Carlos Tevez en Rosario Central

Ramón Sosa anotó el único gol del partido en el Gigante de Arroyito.

Carlos Quintana está en duda en Patronato para recibir el lunes a Independiente

El capitán Rojinegro aun no está recuperado y su presencia es una incógnita ante el Rojo (Foto: Prensa Patronato).

TC: Londero tuvo problemas con el motor y tuvo que alquilar uno en Concordia

El ramirense tuvo inconvecnientes este viernes con su impulsor y tuvo que alquilarle uno a Castellano.

Opinión

Por Luis María Serroels (*)
Por Carlos Del Frade (*)

Nacionales

ENOHSA y el Consejo de Políticas Sociales definieron ejes de trabajo conjunto

ENOHSA y el Consejo de Políticas Sociales definieron ejes de trabajo conjunto.

En reserva, Cristina Kirchner recibió a Carlos Melconian

Fue un encuentro a solas con el economista en torno de la coyuntura y de los planes que elabora la Fundación Mediterránea de cara a los comicios de 2023.

La demanda de electricidad alcanzó el jueves un récord para un día hábil de invierno

La demanda de electricidad alcanzó el jueves un récord para un día hábil de invierno.

Provinciales

Lanzaron el programa que impulsa la producción agropecuaria sustentable

Lanzaron el programa que impulsa la producción agropecuaria sustentable.

Diputados

Boleto educativo y consorcios camineros, temas tratados por diputados en comisión.

El gobierno provincial busca profundizar el desarrollo del turismo rural

El gobierno provincial busca profundizar el desarrollo del turismo rural.