Bayern Múnich, el nuevo rey del Mundial de Clubes

Bayern Múnich

El Bayern Múnich ganó todo lo que jugó en esta temporada.

Bayern Múnich coronó una temporada perfecta. El conjunto alemán, de la mano de Hansi Flick en el banco de los suplentes, se impuso por 1-0 a Tigres, con gol de Benjamin Pavard, y de esa manera se consagró campeón del Mundial de Clubes que se disputó en Qatar.

Con este título, Bayern Múnich alcanzó el sextete histórico: ganó todos los títulos posibles, algo que había conseguido el Barcelona de Pep Guardiola en 2009, de la mano de Lionel Messi.

El equipo bávaro controló de principio a fin el encuentro contra Tigres, que contó con los argentinos Nahuel Guzmán y Guido Pizarro como titulares. Sin embargo, lograron ponerse en ventaja recién a los 14 minutos del segundo tiempo, y con polémica: Robert Lewandowski cabeceó en aparente offside, antes de que Pavard metiera el tanto.

Finalmente, revisaron la jugada con el VAR: el árbitro lo convalidó porque consideró que el talón de Salcedo -desde el otro lado- lo habilitaba. Más adelante, el Bayern tuvo otras oportunidades para ampliar el marcador, pero Guzmán se lució salvando a su equipo con grandes atajadas.

En una temporada  perfecta, el conjunto alemán alzó la Bundesliga, la Copa de Alemania, la Supercopa de Alemania, la Champions League, la Supercopa de Europa y ahora el Mundial de Clubes.

Gallay (en el centro de la imagen) junto a Peralta en el torneo argentino.

Argentina alcanzó la medalla de plata por primera vez en la temporada.

Por Feliciano Ramos y Luciano Orellano (*)
Por Claudio Ava Aispuru